domingo, 22 de mayo de 2011

Pavlova


Esta tarta es originaria de Australia y lleva el nombre de la bailarina rusa Anna Pávlova, ya que fue creada en su honor.
 Esta vez tuve que hacer dos merengues, en el primer intento no monté bien las claras a pesar de seguir todas las pautas para hacer un merengue francés, pero no, no quiso llegar al punto de nieve; como no sabia a que se debía di la culpa a que las claras  eran pasterizadas; volví a repetir  el merengue con huevos de mis gallinas, ya sabia yo que mis gallinitas no me dejarían tirada!. Bravo por ellas!!!




La pavlova consta de:
- merengue francés.
- nata.
- fruta variada.

Ingredientes:
- 4 claras de huevo.
- 250 gr. de  azúcar glas tamizado.
- 200 gr. de fresas.
- 200 gr.de  kiwis.
- 50 gr. frutos del bosque.
- 1 cucharada de agua de rosas (opcional).
- 500 gr. de nata para montar. (35% de materia        grasa)
- 10 gr. de estabilizarte de nata.
- Azúcar glas para espolvorear.

Batimos en un cuenco las claras a punto de nieve y sin dejar de batir incorporaremos poco a poco 125 gr. de azúcar , continuamos batiendo hasta que quede brillante y con picos; dejamos de batir y espolvoreamos con el resto del azúcar, e iremos integrándolo con una espátula. Con una cuchara, espátula o manga pastelera haremos una especie de volcán de 22 cm. de diámetro y 5 de altura (podemos ayudarnos, dibujando un circulo en el papel de hornear).

Con un cuchillo o espátula quitamos todas las rebabas que queden y lo ponemos al horno precalentado a 150º durante 30 minutos; bajamos la temperatura a 120º y continuamos  durante unos 45 minutos; apagamos el horno y lo dejamos hasta que enfríe unas 6-8 horas. Debe quedar crujiente y quebradizo por fuera pero tierno y suave por dentro. Quitamos con mucho cuidado el papel de hornear y pondremos nuestra Pavlova en la bandeja definitiva.

Montamos la nata con el estabilizante y  añadimos al agua de rosas; la ponemos sobre la pavlova y a continuación añadimos sobre la nata las frutas cortadas en trozos y espolvoreadas con el azúcar glas.




9 comentarios:

ladulcemagdalena dijo...

¡Guau, es precioso este volcán, me encanta! Dicen que las claras pasteurizadas no son ideales para montar... Yo no he probado nunca pero quizás fuera por eso... porque seguro que lo hiciste todo genial a la primera! La verdad es que tiene una pinta estupendísima!
Besotes

Aurora dijo...

Chiquilla,cuanto tiempo sin pasarme por aquí...ya sabes, los líos de la tienda, las comu, etc....vaya pedazo de postre que has preparado,es espectacular!!! y benditas gallinas,ja,ja,ja!!!
Bsssss.

Carame-LU dijo...

Es para mi, seguro que si, lo dogo por la fruta, se ve buenisima.

Le has dicho a tus gallinas todo lo que has preparado gracias a ellas?

Luce

Lara dijo...

Me encanta, Antonia, tiene una pinta para chuparse los dedos!! Y a mi me encanta el merengue junto con fruta, riquíiiiisima!! Un beso, Lara

Isabel dijo...

Muchas gracias por tus palabras.
Yo no conocía tu blog.
Por aquí me quedo que todo tiene una pinta exquisita ;-)

Lydiart dijo...

Hola Antonia, pero que postre más bueno, me encanta el merengue las frutas y la nata. hummmmmmmmmmm. me imagino todo junto.
un besote guapa.

Ratita Golosa dijo...

Uf... menos mal que tenías los huevos de tus gallinas! Una pasada de tarta, no la he hecho nunca y mira que pinta espectacular.
Besos

Ruth dijo...

Antonia,no conocia esta tarta,vaya te las sabes todas! tendras que darmela a probar un dia de estos jaja un beso

Luisa dijo...

Antonia como estas?

Madre mía!! esto tiene que estar delicioso.

Tengo que probar hacerlo.


Besitos